Comenzar

    Cómo enfrentar asuntos en un negocio de propiedad familiar

    Cómo enfrentar asuntos en un negocio de propiedad familiar

    Metas Relacionadas:

    Como dueño de una empresa familiar de propiedad privada, no importa si es pequeña o global, tienes dos responsabilidades: proteger a tu familia y proteger el negocio. A menudo hay momentos de mucha tensión emocional cuando las opiniones difieren y las rivalidades se intensifican. ¿Cómo enfrentas los pleitos y planeas un futuro en el que todos sepan qué esperar? Es importante establecer una estrategia clara de comunicación y una estructura de propiedad familiar.

    Cómo planear el futuro de un negocio de propiedad familiar

    Uno de los primeros pasos al hacer planes para el futuro es identificar qué hijos y miembros de la familia están interesados en involucrarse en el negocio, e incorporarlos a él. Los hijos pueden trabajar mientras están en la preparatoria y durante los veranos mientras van a la universidad, y entonces puedes comenzar a prepararlos para hacerse cargo del negocio. Dales las herramientas que necesitan para visualizar y planear sus carreras dentro del negocio.

    También es importante identificar cuáles de tus hijos y miembros de tu familia no quieren estar involucrados y, de ser posible, pedirles que lo pongan por escrito. Esto ayuda mucho a evitar disputas que amenacen con disolver el negocio cuando ocurra un cambio grande en el futuro, como por ejemplo la muerte del dueño. Por ejemplo, si todos los hijos, independientemente de si están involucrados en el negocio o no, se convierten en dueños igualitarios del negocio, ¿cómo afecta esto al que ha estado involucrado en la administración o las operaciones del negocio y ha sido identificado como tu sucesor?

    Cómo establecer un consejo familiar

    Todos en la familia necesitan saber lo que está ocurriendo si quieres reducir las disputas a largo plazo. Es importante comunicar regularmente lo que está ocurriendo en el negocio que afecte las finanzas de la familia hoy y en el futuro. Establece un consejo familiar (lo cual es distinto a un consejo asesor) para mantener la transparencia. La familia puede reunirse una o dos veces al año para discutir lo que está ocurriendo con el negocio en general y la dirección en que va (no las operaciones diarias).

    El propósito de este consejo familiar es reunir a toda la familia, tanto los que tienen una función en el negocio como los que no la tienen, para compartir sus puntos de vista. Puedes establecer el consejo familiar de muchas maneras. Por ejemplo, algunos miembros de la familia podrían tener derecho al voto y otros no. Con un consejo, todos en la familia se mantienen informados de lo que está ocurriendo y pueden compartir sus comentarios y conocimientos. Pero lo más importante que debes tener en cuenta con un consejo familiar es mantener una comunicación regular y escuchar sus comentarios, lo cual te ayudará a juzgar las emociones que inevitablemente se intensificarán. Esto te dará la oportunidad de tomar los pasos necesarios para asegurarte de que se mantengan bajo control. En otras palabras, debes lidiar con las emociones antes de que se conviertan en un problema.

    Cómo crear un plan de sucesión

    Aunque el plan de sucesión no es un documento legal, detalla lo que ocurrirá en el futuro cuando el dueño fallezca, se jubile o transfiera el negocio a la siguiente generación. El plan detalla quién será el dueño del negocio y quién lo administrará. Hay muchas maneras de estructurar el plan: algunos hijos pueden ser socios sin voz ni voto, socios a partes iguales o socios mayoritarios, además de tener funciones administrativas. Un plan de sucesión documentado pone sobre aviso a toda la familia. Es bueno pedirles a los miembros de la familia que aprueben el plan para aclarar que aceptan sus funciones o bien no tener ninguna función en el negocio.

    Cómo proteger el negocio

    Como dueño, quieres que el negocio continúe. Un negocio familiar puede disolverse rápidamente si uno de los miembros de la familia obliga a otro que heredó el negocio a venderlo para recibir una porción igual del dinero total de la herencia. Una vez que has establecido quiénes de los miembros de la familia están involucrados en el negocio, el siguiente paso es "igualar" la herencia y asegurarse de que quienes no están involucrados tengan una porción equivalente de tu herencia. Planificar adecuadamente tu herencia ayuda a asegurar que te has preparado para cumplir tus dos responsabilidades: proteger a tu familia y proteger tu negocio.

    Considerar a un tercero profesional

    Al establecer un consejo familiar y un plan de sucesión, es bueno incluir a un tercero independiente, por ejemplo un Profesional Financiero, que brinde su visión objetiva en los asuntos relacionados al negocio que podrían crear emociones intensas para algunos miembros de la familia. Esta persona podría explicar las decisiones de negocios al consejo familiar desde una perspectiva lógica y también podría guiarte al desarrollar el plan de sucesión. Un Profesional Financiero es un tercero que también podría ayudarte con productos y servicios, como seguros, planificación de jubilación y estrategias claves de retención de empleados, para proteger tanto al negocio como a tu familia.

    La información provista no ha sido escrita ni pretende ser asesoría fiscal o legal. MassMutual, sus empleados y representantes no están autorizados a proporcionar asesoramiento fiscal o legal. Se recomienda a las personas consultar con su propio asesor fiscal o legal. Las personas involucradas en el proceso de planificación de herencias deben trabajar con un equipo de planificación de herencias, que incluya sus propios asesores legales o fiscales.

    Close